La sentencia del 11 de mayo marca un antes y después en la compra-venta de pisos. El Tribunal Constitucional exime de pagar el Impuesto sobre el Incremento de los Terrenos Urbanos (IIVTU), es decir, la plusvalía, a aquellos vendedores cuyo inmueble se ha devaluado con el tiempo. De alguna manera, el Tribunal ha calificado de […]

Fuente