El director general de Vivienda y Rehabilitación, Juan Van-Halen, ha visitado hoy la Oficina Móvil del Plan Alquila que recorre la región, y que estará ubicada en Pozuelo de Alarcón hasta el próximo 7 de abril para explicar las ventajas de las que se pueden beneficiar inquilinos y propietarios a través del Plan Alquila.

Van-Halen ha dicho que el Plan Alquila “ha permitido que más de 25.500 ciudadanos hayan conseguido alquilar una vivienda a un precio inferior al del mercado con todas las garantías”, algo que, a su juicio, ha supuesto “un éxito en el impulso del alquiler y una solución para muchas familias que requieren una vivienda”.

Según la citada nota, el 52 por ciento de las viviendas inscritas están localizadas en la capital, mientras que el 48 por ciento restante se reparten entre la mayoría de los municipios de la región.

Los pisos alquilados tienen una superficie media de 72,6 metros cuadrados y disponen de dos o tres habitaciones.

El precio medio del alquiler es de 717 euros mensuales, si bien las viviendas alquiladas en la capital tienen un coste que sobrepasa los 100 euros con respecto a aquellas que están ubicadas en otras localidades.

Esta iniciativa facilita a los inquilinos la búsqueda de una vivienda con mayores garantías contractuales, al tiempo que promueve la firma de un contrato que garantice sus derechos, la contratación de un seguro multirriesgo del hogar, un seguro de accidente y asistencia jurídica.

A los propietarios, por su parte, se les ofrece un seguro de impago durante dos años, un seguro multirriesgo que cubre posibles daños en la vivienda, la búsqueda y selección de inquilinos, asistencia jurídica gratuita en caso de desahucio, seguimiento personalizado del contrato y la gestión del depósito de fianza